La mirada de la fe en el cine contemporáneo

María Dolores Valdés. Licenciada en Derecho y Psicología.

Este mes se ha celebrado el II Cogreso de SIGNIS España, y el tema del mismo era “La mirada de la fe en el cine contemporáneo”. Como novedad, este año no se ha realizado en una única ciudad, sino que está siendo un Congreso multisede, así además de la Universidad San Dámaso de Madrid, los actos se han extendido a Salamanca, Barcelona, Navarra y Valencia.

Entre los participantes en la sede central estuvo el Presidente del Consejo Pontificio de la Cultura, cardenal Gianfranco Ravasi que fue el encargado de la conferencia de apertura, sorprendiendo con un gran conocimiento del séptimo arte.

Entre las cosas que dijo el Cardenal, no sólo en su conferencia, sino también en la atención posterior a los medios, me llaman la atención unas declaraciones al programa Butaca13, donde expresó que el cine puede ser un buen transmisor de la fe. Comentó que Jesús utilizaba la palabra y la imagen, pues esto eran las parábolas. Y el cine es precisamente eso: palabra e imagen. Otra cosa que explicó, al referirse al cine actual, es que “ahora el cine es el de las grandes preguntas, pero deja las respuestas en el aire, porque no las tiene. Para conseguir estas respuestas deberemos remontarnos a una época anterior como el cine de Tarkovski o Dreyer.”

Sin embargo, para los menos cinéfilos también encontramos cine con buenas respuestas en directores más cercanos, como puede ser Capra (sobre el que también hubo referencias en el Congreso). ¿Quién no se ha sentido identificado en alguno de los personajes de este director? Todos conocemos la película “Qué bello es vivir” donde la visión cristiana de la vida es patente. Reflexionaba en sus memorias sobre la importancia del cine, donde en una sala, en silencio, en oscuridad ambiental puedes decir lo que quieras a un montón de espectadores que escuchan, ven y sienten lo que transmite la película. Pocos ámbitos de influencia tan importantes como éste. Y sin embargo a veces no nos damos cuenta de ello.

Quizá deberíamos pensar más en la importancia que tiene el cine y también la televisión como medio de transmitir ideas, de formar o deformar conciencias. De la labor que todos podemos hacer apoyando las buenas películas que transmiten valores y además son entretenidas. Cuesta mucho hoy día hacer una película, pero con ella se puede hacer mucho bien o todo lo contrario. Apoyemos a esos valientes que las hacen y dejemos de ver la basura que muchas veces nos venden como la panacea para pasar un buen rato. Al final, el buen rato lo habremos pasado con un cine capaz de divertirnos y al mismo tiempo transmitir ideas positivas.

Publicado en la “La Tribuna de Albacete” el 26 de octubre de 2013.

fe-cine

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s